Aviso sobre el Uso de cookies: Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia del lector y ofrecer contenidos de interés. Si continúa navegando entendemos que usted acepta nuestra política de cookies. Ver nuestra Política de Privacidad y Cookies

Miguel Herguedas
Viernes, 16 de junio de 2017

Las redes sociales son las nuevas aliadas del sector agroalimentario

Guardar en Mis Noticias.

El sector agroalimentario tiene ante sí una enorme ‘nube’ de posibilidades y es que, las nuevas tecnologías, han llegado para quedarse, al menos durante bastante tiempo.

El sector agroalimentario español, es un sector estratégico para el desarrollo de nuestra economía, tiene una historia, tradición y materias primas de elevada calidad que poner en valor y una gastronomía de reconocido prestigio a nivel mundial.


En la actualidad, y según los últimos datos facilitados por el Ministerio de Agricultura, Alimentación y Medio Ambiente (MAGRAMA), el sector agroalimentario, es el segundo sector en importancia en lo que se refiere al P.I.B, con un 8%, por detrás del turismo, pero por delante de sectores tradicionalmente dominadores como el automóvil. Es un sector que emplea a más de 2,5 millones de personas de forma directa, y que genera aproximadamente un 17% de las exportaciones nacionales (por valor superior a 45.000 millones de euros).


El sector agroalimentario, por sus características propias, ha sido uno de los menos damnificados por la crisis económica de los últimos años, teniendo un enorme potencial, desde el punto económico y social, y en relación a la comunicación, marketing, y a la proyección exterior de la ‘Marca España’. Es conocido que España tiene la mayor superficie de viñedos del mundo, o que es el país con mayor número de olivos, y por tanto el mayor productor de aceite de oliva… pero no tanto, que es el primer productor de melón de la Unión Europea, o el país que mayor variedad de conservas de pescado y marisco produce a nivel mundial, y uno de los mayores exportadores de esta clase de productos. En definitiva, hay mucho que comunicar, mucho que contar, y los nuevos medios de comunicación han llegado para quedarse, permitiendo que la comunicación quede al alcance de todos, siendo más fácil poner en valor la labor, productos y/o servicios de las empresas; pudiendo transmitir y poner en valor aspectos nunca antes conocidos por no disponer de esta clase de medios.


Las grandes empresas, ya comenzaron hace años a comunicar usando todos los medios a su alcance, redes sociales e internet incluidos, para las pequeñas y medianas empresas (PYMEs), se abre un mundo de posibilidades tan vasto como se quiera pensar, y es que, la imaginación en lo que respecta a la comunicación y el marketing no tiene límites más allá de la imaginación.


España, con un importante sector agroalimentario, un sector turístico que mueve millones de personas cada año y una gastronomía envidiable, dispone de un magnifico triangulo sobre el que desarrollar estas enormes posibilidades, perfectamente aprovechables para muchas empresas.


No obstante, a pesar del potencial existente, hoy día, son muchas las empresas, ya no solo del sector agroalimentario, sino del conjunto del tejido empresarial español, las que no están sabiendo aprovechar, muchas veces por desconocimiento, más que por falta de capacidad técnica y/o económica, las posibilidades de internet y las redes sociales.


No solo para proyectar la imagen de su empresa, sino también para generar sinergias, conseguir o fidelizar clientes, captar socios comerciales, y sobre todo, comunicarse con los usuarios, sean o no clientes, aportando conocimiento sobre el producto, servicio y sector. Las redes sociales e internet no deben verse exclusivamente como un altavoz para vender las empresas.


Los últimos datos publicados por FUNDETEC en su informe ePYME (que analiza la situación y evolución de las pymes en lo que respecta al uso y aprovechamiento de internet y las redes sociales) son preocupantes, y es que en pleno siglo XXI, aún hay un 9% de empresas que no tienen siquiera un ordenador en la oficina. Pero si se lee en positivo, hay más de un 90% de empresas que ya han dado ese paso, siendo por tanto una minoría la queda fuera de las posibilidades que aporta internet.


Si se analizan los datos que aporta en relación al sector agroalimentario un 42% de las empresas no tiene página web, de las que tienen, un 60% no la actualiza frecuentemente y un 70% de los responsables o encargados las PYMEs del sector agroalimentario afirman “desconocer las herramientas disponibles en internet para la promoción y comercialización de los productos o servicios”. Para terminar, solo un 15% de las empresas (siempre hablando de PYMEs) utilizan las redes sociales de forma habitual en relación a la actividad de su empresa.


Por lo tanto, es posible plantear la situación desde dos puntos de vista opuestos, uno lleva a pensar que este sector está claramente atrasado en comparación con otros sectores de la economía española (en lo que respecta al uso de internet, redes sociales y Tecnologías de la Información y la Comunicación, TICs en general), o bien, se puede pensar que el agroalimentario es un sector lleno de oportunidades y con mucho potencial desaprovechado que tiene unas enormes posibilidades de crecimiento, y de valorizarse en su conjunto, no solo a nivel de productos y/o calidad, sino también de profesionalidad, tecnología, etc. (pues aunque pueda parecer lo contrario, el sector agroalimentario español en muchos aspectos como procesado, envasado, nuevos sistemas de regadío, agricultura de precisión, etc. es usuario avanzando).
 

Conociendo el sector agroalimentario con cierto detalle, y atendiendo a la evolución de su peso respecto del conjunto de la economía, no solo en España, sino a nivel mundial, está claro que, al menos para el autor, la segunda opción es la correcta, y que el sector agroalimentario, tiene ante sí una enorme ‘nube’ de posibilidades, y es que las nuevas tecnologías, han llegado para quedarse, al menos durante bastante tiempo.


Para que el lector pueda situarse en cuanto a la cada vez mayor importancia de las redes sociales e internet, basta con tener en cuentas las siguientes cifras:


Se tardaron 89 años en alcanzar 150M de usuarios con teléfono fijo


38 años – 150 millones de usuarios con televisión:


14 años – 150 millones de usuarios con teléfono móvil

Enlaces automáticos por temática
Aticultura • Términos de usoPolítica de PrivacidadMapa del sitio
© 2017 • Todos los derechos reservados
Powered by FolioePress